Tratamientos contra plagas y enfermedades del olivo

En el cultivo del olivo son varias las enfermedades y plagas que pueden ocasionar daños al cultivo, las cuales han cambiado muy poco desde que empezó a cultivarse. Con la intensificación y cambio de técnicas de cultivo están apareciendo nuevos problemas y que pueden influir en la calidad final de los aceites. Existen tratamientos, algunos más efectivos que otros, para erradicar la presencia de estas plagas y enfermedades. Pero estos tratamientos se aplican directamente en el olivar, antes de la recolección. Y que varían dependiendo si el producto final es aceite de oliva o aceituna de mesa.

La fecha y los tratamientos para el olivo de aceite son más flexibles y menos exigentes que para la producción de aceituna de mesa. Esto se debe a que la presencia de defectos es más visible en la aceituna de mesa, por lo que es necesario un control más exigente de las plagas y enfermedades que afectan al olivo.

En el caso del cultivo del olivo para producción de aceite de oliva, con dos tratamientos con fungicidas al año y si es necesario algún tratamiento puntual para el control de plagas o corrección de deficiencias nutricionales, suele ser suficiente.

La aceituna de mesa, además de los tratamientos anteriores, necesita de un mayor seguimiento y control de enfermedades (lepraescudete…) y plagas (cochinilla violetaerinosismosca del olivo…)

En la naturaleza existen depredadores naturales que mantienen el equilibrio manteniendo bajo control a los insectos dañinos. Aun así, bajo determinadas condiciones será necesario aplicar tratamientos puntuales de control.

A continuación, explicaremos los tratamientos que se le aplican a las plagas y enfermedades más comunes del olivar.

Para saber más sobre las plagas que afectan al olivo pinchar aquí.

Para saber más sobre las enfermedades del olivo pinchar aquí.

Repilo (Cycloconium oleaginea)

Es una de las enfermedades más graves que pueden afectar a una plantación de olivos.

Actualmente, se utiliza tratamientos fungicidas con Cobre (Caldo bordelés, Oxido de Cobre – Cobre rojo-, Oxicloruro de Cobre – cobre azul- con Maneb y/o Zineb.).
Son el único método eficaz conocido para el control del repilo y de la enfermedad de la aceituna jabonosa.

Existen otros métodos que pueden contribuir a reducir su incidencia y severidad. Por ejemplo:

  • Las podas selectivas para mejorar la aireación de la copa del olivo.
  • La aplicación de abonos evitando el exceso de nitrógeno, ya que este componente provoca que los tejidos de la planta tengan menor consistencia y sea más susceptibles a infecciones.
  • La retirada o enterrado de las hojas enfermas caídas a final de la primavera, medida que reduce la concentración del hongo en la parcela.

Xylella fastidiosa  

Es una bacteria con un enorme potencial patógeno. Si bien por el momento no hay presencia de esta bacteria en el olivar español, está causando estragos en el sur de Italia, donde se está propagando a un ritmo vertiginoso.

La Xylella fastidiosa se transmite de forma natural de unas plantas a otras gracias a la acción de numerosos insectos que hacen de vectores de la enfermedad, lo que hace extremadamente complicado su control.

Verticilosis (Verticillium dahliae)

En zonas con alta incidencia de verticilosis tiene un factor crítico, especialmente en parcelas que han sido anteriormente infectadas por este hongo.

Lo mejor es prevenir, porque tratamiento químico tiene poco éxito.

  • Comprar plantones sanos.
  • No abusar del riego.
  • Localizar el árbol infectado, sacarlo de raíz y dejar el hoyo abierto al menos 1 año.

Si su olivar ya estuviera infectado de verticillium, puede aplicar los siguientes métodos de control:

  • La eliminación y destrucción de las ramas sintomáticas y residuos de los árboles afectados, así como tratamientos contra malas hierbas susceptibles a la verticilosis.
  • La solarización (en el caso de superficies reducidas en aplicaciones antes de la plantación, replantación de árboles muertos por la enfermedad o plantación joven con árboles pequeños).
  • La aplicación de enmiendas orgánicas de diversa naturaleza (crucíferas, pasto de Sudán, plantas aromáticas, estiércoles, aserrines, etc) que liberan sustancias tóxicas para el patógeno: biofumigación. Este tipo de medidas han demostrado su eficacia para reducir la incidencia del hongo.

Mosca del olivo

La mosca del olivo es una de las principales plagas que afectan a la plantación de olivos, ya sea tradicional, cultivo intensivo o superintensivo.

La mosca del olivo daña fundamentalmente el fruto, reduciendo el volumen de la pulpa de la aceituna, que es utilizada por la larva para alimentarse. El daño directo en la producción de aceite se ha estimado por diversos estudios entre un 3% y un 20%.

Los daños indirectos son mucho más serios e importantes:

  • El fruto infectado por la mosca del olivo tiende a madurar aceleradamente, lo que puede provocar su caída.
  • Cuando la mosca del olivo ataca a una aceituna, o el adulto sale de ella tras el periodo de incubación, se produce en la aceituna un orificio que hace que sea más vulnerable a diversos hongos y bacterias que pueden provocar que la aceituna se pudra internamente. Esto a su vez produce aceites de mala calidad en la aceituna de molino, tanto en su sabor como en su olor, que podrían incluso en las infecciones más severas llegar a alterar el color y viscosidad del aceite.
  • En la aceituna de mesa (que se recoge antes que la aceituna dedicada a la producción de aceite) la presencia de la mosca del olivo es sensiblemente menor, pero su presencia hace que el precio del producto se devalúe sensiblemente.

Se debe aplica los más modernos tratamientos contra la mosca del olivo:

  • Control químico.
  • Trampas quimiotrópicas.
  • Tratamientos con trampas coloreadas o cromotrópicas de color amarillo.
  • Tratamientos con trampas sexuales (feromonas).

Prays del olivo

La Prays del Olivo tiene tres generaciones al año. En cada generación varía la parte del olivo afectada:

  • Filófaga: afecta a la hoja.
  • Antófaga: afeta a la flor.
  • Carpófaga: afecta al fruto.

La generación carpófaga de prays del olivo es la que más daño hace al olivo, ya que afecta directamente al fruto.

Para tener un olivar sano y libre de Prays, Se puede realizar tratamientos de control químico y de medios biológicos (como liberación de larvas de crisopa).

Escudete (Sphaeropsis dalmática – Camarosporium dalmaticum)

Se requiere una herida para que pueda penetrar la Mosca. Aparece una mancha circular sin deformarse ni estar pegajosa como el caso de la Aceituna jabonosa. No se trata a la enfermedad, sino a la Mosca.

Los aceites son más ácidos, pero no tiene incidencia económica de importancia.

Negrilla (Capnodium elaeophilum)

Pulgones, Cochinillas y Moscas blancas excretan una sustancia azucarada sobre la que se asienta este hongo llamado comúnmente Negrilla o Mangla.
Normalmente no se trata directamente. Si se eliminan los insectos no aparecerá.

Tuberculosis del olivo o Verrugas (Pseudomonas savastanoi)

Bastante frecuente en olivo. Son verrugas o tumores en ramas y ramillas.
Es incurable, aunque afortunadamente no suele causar gran mal y hay olivos infectados siguen viviendo y produciendo durante años.
En árboles muy afectados se pueden cortar ramas gruesas.

Tumores o Agallas del cuello (Agrobacterium tumefaciens)

El Tumor del cuello es una enfermedad provocada por la bacteria Agrobacterium tumefaciens.
La Agalla del cuello ataca a todos los frutales, vid, árboles ornamentales y forestales.

  • Lo único eficaz es prevenir.
  • Elegir plantas sanas en vivero.
  • Mantener los árboles sanos y fuertes.
  • Que no se produzcan heridas por donde puedan entrar las bacterias (poda, rotura de
  • ramas, grietas por el frío, por insectos, etc.).
  • Destruir las plantas muy afectadas.
  • El tratamiento con productos bactericidas es poco eficaz.

Los productos fitosanitarios a aplicar pueden consultarse en el Registro de Productos Fitosanitarios disponible en la web del Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente del Gobierno de España

http://www.mapama.gob.es/es/agricultura/temas/sanidad-vegetal/productos-fitosanitarios/registro/productos/conaplipla.asp